Si has visto en Pinterest algunas fotos de cómo transformar piezas vintage en modernas y quieres aprender a tapizar una silla victoriana con un look moderno, nos dimos a la tarea de crear una que pudiese servirte de inspiración.

Cómo tapizar una silla victoriana

Como expliqué en el pasado tutorial, me gusta transformar piezas vintage y convertirlas en modernas. Así era originalmente esta pequeña butaca victoriana.

 

butaca pequeña estilo victoriano

small victorian arm chair in front of a black curtain

Comenzamos inspeccionando toda la estructura de la butaca. Evaluando la condición de la madera para identificar desperfectos en la madera, cualquier cosa que esté debilitando la estructura de la silla. Por ejemplo, springs rotos.

En este caso solo había algunos guayasos que una vez pintada la butaca, quedarán cubiertos.

 

butaca victoriana pequeña vista por la parte de atrás

Comenzamos a remover la tela.  Si están empezando (e inventando), lo mejor es evitar lo mejor que podamos romper los distintos paños de tela que vamos removiendo. Si se fijan en la foto, al fondo verán la tela que cubría el asiento.

Eventualmente esos pedazos de tela nos servirán de patrón para cortar la nueva tela.

butaca victoriana con foam expuesto en el asiento

Aquí vemos la butaca lista para empezar a tapizarla

 

butaca pequeña victoriana con frame y el foam expuesto

Nos aseguramos que los springs no estén rotos. De estarlo, hay que reemplazarlos.

 

resortes de una butaca victoriana expuestos

victorian armchair frame with springs exposed

 

Normalmente no se remueve el foam si está en buenas condiciones. Pero esta fue la primera pieza que tapicé y me dio con lavar el foam, por aquello de que no sabía que pudo haber caído ahí en todos esos años de uso en su antiguo hogar con otro dueño.

Ahora sé que no hay que llegar a ese extremo.  Basta con desinfectarlas utilizando un método que pronto compartiremos 🙂

 

marco de butaca victoriana

butaca victoriana con su marco de madera totalmente expuesto

Algo que quería aclararles es que usualmente cuando la gente ve este tipo de silla o butaca piensan que hay madera creando el espaldar y dándole fortaleza.  La realidad es que es solo tela asegurada a tensión con grapas de tapicería.  Lleva un paño de tela en la parte de atrás, luego el foam y entonces al paño de tela de la parte de al frente del espaldar.  Quedan fuertes y es todo lo que se necesita en este tipo de pieza.

 

 

butaca pequeña victoriana empezando a ser pintada de plateado

Para la pintura decidí que la quería plateada.  Si están empezando (e inventando), como era mi caso, les recomiendo usar pintura en spray pues la aplicación es más rápida y menos tediosa.  Es importante menear el pote de pintura bastante seguido y también mantener la distancia indicada en las instrucciones de la pintura para obtener el mejor resultado.

En esta foto la butaca parcialmente pintada.

 

Aquí la pintura ya terminada.  Una vez seca, utilicé un barniz semi brilloso (semi gloss) y dejamos secar toda la noche para entonces tapizar.

 

marco de butaca victoriana pequeña recién pintado de plateado

En la foto de abajo, les muestro cómo antes de pintar la butaca, había medido el paño de tela que corté utilizando la tela vieja.

IMPORTANTE:  Cuando cayas a cortar la tela nueva, siempre cortar de dos a tres pulgadas más de lo que el patrón mide.  En todos los lados de la tela que vamos a usar.  Así evitamos complicaciones a la hora de halar la tela para graparla a la madera.

 

tela de tapizar con estampado color violeta y gris sobre una butaca victoriana pequeña

Si estás trabajando con una tela con diseño, identifica qué parte quieres ver en cada área de la butaca y corta la tela en base a eso.

Fija con pocas grapas al principio. Es muy probable que tengas que reajustar varias veces y lo último que quieres es tener que quitar todas esas grapas para empezar desde cero.

 

butaca plateada con grapadora encima

Como verán en la foto, en ese entonces, solo tenía una grapadora de mano (de tapicería), un martillo (para cuando las grapas no entraban del todo en la madera) y un destornillador de paleta para remover las grapas cuando necesitaba.  Las terminaba de sacar con unas pinzas de la caja de herramientas.

 

small victorian arm chair with a hammer and stapler on top if it

Una vez logrado tapizar el asiento, Así lucía la butaca.  En ese punto solo faltaban las almohadillas de los brazos de la silla y la cinta de terminación o piping (no sé el término en español), dependiendo de cuál se vaya a usar.

 

butaca victoriana pequeña tapizada con tela estampada color violeta y gris

Una vez terminada, así luce por la parte de atrás

 

parte de atrás de butaca recién tapizada en tonos gris y violeta

Aquí un close up para que puedan apreciar las terminaciones.  Decidí por piping doble.  Eso lo llevé a coser pues como les conté en el post anterior, ni sé ni me gusta coser. Y tampoco tengo máquina industrial o semi industrial, que es lo que se usa en tapicería pues las telas y el hilo son mucho más gruesos.

 

purplish and gray print fabric on a small victorian arm chair

Y por último, el look final! 😀

victorian arm chair redo with silver paint and purple print fabric

 

Si te gustó este tutorial enseñando a tapizar una silla victoriana, chequea cómo hacer este bean bag peludito en tres pasos . Pronto tendremos grandes sorpresas y podrán aprender mucho más sobre muchos temas 🙂 .